• Buscar
Publicidad

¿Es normal tener infecciones en el embarazo?

¿Es normal tener infecciones en el embarazo?

Durante el embarazo hay que cuidarse más de lo habitual ya que el organismo se vuelve más delicado. Además, cualquier posible problema de salud puede afectar al bebé, como por ejemplo una infección, algo bastante habitual en estos meses.

Publicidad

Indice

 

Las infecciones en el embarazo y el bebé

Durante el embarazo es normal que la mujer preste más atención a su salud ya que saben que todo lo que les pase a ellas afectará a su bebé. Por eso intentan darle el ambiente más sano posible en su propio cuerpo.

A lo largo del embarazo la mamá se sentirá preocupada por no contagiarse de alguna enfermedad o contraer alguna infección, ya que pensará que, al estar el bebé literal y físicamente unido a ella, se verá contagiado de lo mismo.

Sin embargo, es conveniente que sepas que las infecciones que contraiga la madre no siempre van a afectar la salud del feto, aunque existen casos en que los bebés sí se contagia a través de la placenta o al nacer.

También algunas infecciones de medicina pueden afectarte más estando embarazada, por lo que tu salud puede salir perjudicada. Es por ello que debes tomar ciertas medidas y precauciones ya que no puedes ser inmune o evitar todas las infecciones. Así disminuirás el peligro de salud para ti y tu bebé.

Para empezar, puedes seguir estas recomendaciones:

1.- Lávate las manos. La suciedad, las bacterias y otros microorganismos se van acumulando durante todo el tiempo que no lavamos nuestras manos, y al tocar tu cara o alimentos podrías enfermarte. Ten cuidado sobre todo después de estar con algún enfermo o de limpiar el pañal a un bebé. 

2.- No compartas trastes. Siempre asegúrate de usar un traste que se encuentre limpio y sin uso, así no podrás contagiarte por alguien que haya estado y tocado el traste.

3.- Mantén distancia de un enfermo. Sin ser grosera intenta explicarles que necesitas cuidarte por tu situación, ellos te entenderán.

4.- Sexo seguro. Practica el acto sexual de manera segura para así evitar contagiarte de alguna enfermedad de transmisión sexual como la chlamydia trachomatis.

5.- Come bien. Escoge bien tus alimentos, lávalos y cocínalos bien cocidos.

 

¿Qué infecciones son comunes en el embarazo?

Dentro de las infecciones comunes en el embarazo no existe ninguna que pueda ser perjudicial a nivel fetal. Sin embargo, se deben atender cuanto antes por cuestiones de salud, ya que al estar embarazada te encuentras más delicada.

Las infecciones más comunes son las siguientes:

1.- Infecciones respiratorias. No es una infección propia del embarazo, pero sí común de contraerla. Resfriados, gripe, neumonía... Si da fiebre elevada o la mujer no puede respirar bien deberá ser ingresada. En los casos leves, con remedios naturales es suficiente. 

2.- Gastroenteritis. Afecta al sistema digestivo. Es una inflamación de la mucosa del estómago y del intestino que causa vómitos y diarrea como síntomas. Normalmente, se cura sola en unas 24 horas. Si dura más, se debe acudir a urgencias para evitar una deshidratación. 

3.- Infecciones de tracto urinario. Esta infección puede llegar a afectar al feto si no se atiende a tiempo, causando incluso parto prematuro. 

4.- La vulvovaginitis. Ocasionada por un cambio de equilibrio de las bacterias vaginales. Se debe tratar para evitar complicaciones en la zona.

Como podrás ver las infecciones afectan por área, es decir, sólo ciertos sistemas de tu cuerpo, pero de todas las infecciones las urinarias son las únicas de las comunes que podrían llegar a afectar a nivel fetal si no se tratan a tiempo. Por ejemplo, podrían provocar un parto prematuro. La vaginosis bacteriana podría también provocar una rotura prematura de las membranas amnióticas.

 

¿Qué infecciones pueden ser fatales en el embarazo?

Existen infecciones que puede resultar dañinas a nivel fetal;

1.- Toxoplasmosis. Esta enfermedad es producida por un parásito llamado Toxoplasma Gondii, el cual se encuentra en las heces de los gatos y el agua contaminada. Para evitarla se debe cocinar bien la carne y lavar bien las verduras y frutas que consumas crudas. Puede causar consecuencias muy graves como aborto espontáneo, parto prematuro o malformaciones. 

2.- La rubéola. Esta se contagia por contacto directo con la saliva o mucosa de una persona infectada. Conocida por un sarpullido rojo, es también muy grave causando retraso del crecimiento, sordera, anomalías y malformaciones...

3.- Citomegalovirus. Es un género del herpes virus. Este ataca a las glándulas salivales y puede llegar a ser fatal para el feto, causando incluso la muerte fetal. 

4.- Varicela. Sarpullido similar a las ampollas en la piel que da comezón.

5.- Sífilis. Es una enfermedad de transmisión de sexual causada por una bacteria. Infecta el área genital, los labios, boca o ano. Esta se puede contagiar al bebé.

6.- Herpes. Provoca llagas contagiosas alrededor de los labios y los genitales.

7.- Listeria. Causada por la ingesta de alimentos contaminados por la bacteria Listeria Monogytogenes. Para evitarla debes lavar bien las frutas y verduras que consumas crudas. Puede causar muerte intrauterina, retraso en el crecimiento, retardo mental...


Glosario

Vulvovaginitis

Definición:

Inflamación de la vulva y vagina.

Síntomas:

Leucorrea, prurito, escozor, disuria y dispareumia.

Tratamiento:

Antibióticos.

Fuentes:

Infección del tracto urinario en la embarazada, Miguel Ángel Herráiz, Antonio Hernández, Eloy Asenjo, Ignacio Herráiz. Vol. 23. Núm. S4. páginas 40-46 (Diciembre 2005).

Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica Elsevier, https://www.elsevier.es/es-revista-enfermedades-infecciosas-microbiologia-clinica-28-articulo-infeccion-del-tracto-urinario-embarazada-13091447

CDC https://www.cdc.gov/spanish/especialescdc/protegerbebe/index.html

Fecha de actualización: 10-11-2020

Redacción: Genaro Aguilar

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×