×
  • Buscar
Publicidad

El color rojo del arco iris

Enviado por majocc

Publicidad
El color rojo del arco iris

 

Este cuento lo inventé hace unos días para mi hija porque no había quien la durmiera, y lo he escrito por si les gusta a otras mamás

.

“Erase una vez, un buen día de primavera, el arco iris salió después de varios días de tormenta, pero cuál fue la sorpresa de todos, que le faltaba el color Rojo. Solo lo formaban 6 colores que muy preocupados se pusieron a preguntar dónde estaría el color Rojo.

Entre ellos se decían:

-Pues tendremos que buscarlo, porque el color Rojo no puede faltar- dijo el color Añil.

-Sin él, no podemos formar un buen arco iris- indicó el Amarillo.

-¿Dónde estará?- preguntó el Naranja.

-Con lo juguetón que es, seguro que está en la tierra con los animalitos o dándose un chapuzón- añadió el color Verde.

-Pues vamos a buscarlo entonces- dijo nervioso el Azul.

-¡Vamos primero al río!- dijo el Violeta.

Así, los seis colores del arco iris bajaron al río y buscaron al color Rojo pero por allí no se veía.

Muy preocupados lo buscaron por el bosque, por el prado, le preguntaron al sol…, pero no lo encontraron por ningún sitio.

No sabían en qué otros lugares buscarlo, y lo peor, pronto anochecería y ellos iban a desaparecer y no podrían buscar al color Rojo.

Qué tristeza y preocupación tenían, le preguntaron a los animalitos del bosque, a los peces del río, a los insectos del prado, y finalmente, una mariposa les dijo:

-Pues yo he visto unas flores muy bonitas ahí cerca del arroyo que ayer eran de color rosa apagado y hoy tienen un intenso color rojo, preguntad a ellas a ver si lo han visto…- dijo la linda mariposa.

Antes de que terminara de hablar los colores salieron corriendo a ese lugar y allí se encontraron al color Rojo jugando entre las amapolas, que tenían un maravilloso color dado por él.

El resto de colores del arco iris le regañaron por su despiste y desobediencia por marcharse del cielo, pero el color Rojo les dijo que las amapolas estaban muy tristes y les habían pedido que les diera un poco de su intenso color.

Y eso fue lo que hizo, pero se despistó jugando con ellas y no se dio cuenta que sus amiguitos los otros colores le estaban esperando.

Finalmente el color Rojo se fue con sus compañeros al cielo y lo colocaron arriba de ellos bien sujeto para que nunca más se escapara sin avisar.

      Y colorín, colorado (nunca mejor dicho), este cuento se ha acabado.

¿Te ha gustado?”

FIN

Publicidad

¿Quieres publicar un cuento?

Cada vez que publiques un cuento en TodoPapás, podrás descargarte uno de los e-Books de la Colección TodoPapás ¡Gratis!

Publicar cuento
Colección de libros TodoPapás
Publicidad
[#CSS-EXTRA#]