¿Son necesarios los suplementos vitamínicos durante el embarazo?

¿Son necesarios los suplementos vitamínicos durante el embarazo?
comparte

Está demostrado que durante el embarazo existe un déficit de micronutrientes, lo que hace necesario una suplementación vitamínica, además de apoyar la educación nutricional en la embarazada sobre los alimentos ricos en los diferentes nutrientes y en su preparación para que le aporten las diversas vitaminas necesarias para una adecuada nutrición. Es conveniente, siempre que se pueda, comenzar a prepararse antes del embarazo, para que en ningún momento haya carencias.

Tenemos numerosos preparados polivitamínicos en el mercado para cubrir todas las necesidades de vitaminas y oligoelementos. Estos complementos vitamínicos contienen todos los micronutrientes en dosis de apoyo, pero no todos son igual de necesarios; existen 3 que son imprescindibles para el correcto desarrollo. Ellos son:

 

YODO

 

Durante el embarazo es frecuente la insuficiencia de yodo con respecto al que la glándula tiroides necesita durante el embarazo. Es conveniente duplicar las cantidades de yodo ingeridas durante el embarazo y la lactancia. Los suplementosde yodo aumentan la ingesta en 200-300 µg de I/día, y debemos comenzar, siempre que sea posible, antes del embarazo. Para que nos hagamos a una idea de la importancia del yodo, los derechos humanos nos dicen que «Todo niño(a) tiene derecho a un aporte adecuado de yodo para asegurar su desarrollo normal». De especial importancia es el derecho del niño(a) que aún no ha nacido, que nos dice: «Toda madre tiene el derecho a una ingestión adecuada de yodo durante el embarazo, para asegurar que su hijo (a) tenga un desarrollo mental óptimo».

No te puedes perder ...

La depresión durante el embarazo

La depresión durante el embarazo

La tristeza durante la gestación es más común de lo que se podría suponer. Según diversos estudios, hasta 1 de cada 5 embarazadas puede sufrir depresiones o varios de sus síntomas. Tratarla adecuadamente y desde el primer momento es fundamental para evitar sus efectos negativos sobre la salud del bebé y de la madre

 

ACIDO FOLICO

 

El ácido fólico también es importante durante el primer trimestre para evitar defectos del tubo neural y posteriormente para cubrir las necesidades diarias.

 

La dieta normal durante el embarazo no consigue cubrir estas carencias. Sólo las mujeres que toman suplementos de ácido fólico o alimentos fortificados incrementan significativamente el folato presente en sangre.

 

Para evitar el defecto de cierre del tubo neural es conveniente empezar a tomar el ácido fólico por lo menos un mes antes de la concepción, para asegurarnos de que los niveles de ácido fólico son los correctos en el momento más importante para nuestro bebé, que es cuando se está formando.

 

HIERRO

 

Los suplementos de yodo y ácido fólico son convenientes desde el principio del embarazo, y los suplementos de hierro los recetará el médico en el momento en que las reservas empiecen a fallar. Ello suele pasar en el segundo trimestre de gestación.

 

Para que el hierro se absorba correctamente, debemos tomarlo fuera de las comidas, sin leche, café ni té.

 

 

*En caso de llevar una dieta vegetariana y mantenerla durante el embarazo, es recomendable añadir otros complementos que incluyan calcio, vitamina D y vitamina B 12.



Imagen: FreeDigitalPhotos


Te puede interesar:
Muchas mujeres se preparan un calendario de fecha probable de parto para poder planificar mejor las visitas al médico, las pruebas a realizar, etc.


Fecha de actualización: 28-09-2012

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>