Video- Cuándo inducir el parto videos en TodoPapás

-Bienvenidos a sentir y pensar. Este es el programa de Halitus, Instituto Médico para toda la comunidad. Sergio Pasqualini, ¿cómo estás?

- Bien, ¿vos cómo estás?

- Bien, va llegando la primavera, nos vamos alivianando un poco. Pero vamos a hablar en el programa de hoy con la Dra. Sarto, que es hematóloga, de los abortos recurrentes, tempranos, luego vamos a definir qué es eso, qué quiere decir recurrente, temprano, y la asociación con las trombofilias, que es un tema que se toca en muchos de los programas, pero que hoy, con la ayuda de la doctora voy a tratar de comprender para ver si también la gente lo entiende con nosotros porque hay muchas cosas para entender y muchas soluciones, que eso es lo más importante. Pero ahora te quería preguntar, ¿qué es y cuándo se recurre a la inducción al parto? ¿Qué quiere decir inducir el parto? Y, ¿acaso se hace siempre?

- Lo normal es que el trabajo de parto, es decir, las contracciones que van a terminar con el bebé saliendo,  se produzcan espontáneamente. Hay determinadas situaciones en las cuales se induce a esas contracciones para comenzar el trabajo de parto. Lo normal es que el embarazo finalice entre las 38 y las 42 semanas; por lo tanto un motivo para inducir el parto sería el embarazo que pasa de las 40 semanas o aquel embarazo que sin llegar a esa fecha de fin de embarazo pro algún motivo sea recomendable terminar con ese embarazo. Puede ser un problema de hipertensión, un problema de diabetes gestacional… distintos problemas que llevan a que ese trabajo de parto sea inducido.

La inducción se hace con prostaglandinas que es una sustancia que colocada por vía vaginal hace que empiecen esas contracciones.

 Hoy en día también hay distintos tratamientos que hacemos justamente relacionados con esto que vamos a hacer relacionado con el tema de las trombofilias por el hecho de la eparina de bajo peso molecular que se aplica, también en algunos casos se induce ese trabajo de parto.

Es decir, la inducción de parto tiene sus indicaciones y lo que sí la inducción de parto no debería hacerse si no están dadas las condiciones para realizarlo, es decir, la presentación del bebé es muy importante, el momento en el cual se va a hacer para ver si esa inducción tiene mayores o menores trances de terminar en un parto y no en una cesárea que quizá se podría haber evitado. Si la inducción del parto es prioritaria y es mandatoria y no están dadas las condiciones necesarias se puede intentar igual pero no hacerlo si es que no hay una indicación mandatoria y las condiciones no están dada para que así ese embarazo finalice en un parto por vía vaginal. Es decir, la inducción del parto es una decisión importante, muchas veces tomada junto con el neonatólogo, más en aquellos casos en que la edad límite de la viabilidad del futuro bebé está en juego; ahí se comparte esa decisión para que esa inducción si no arranca bien finalice en una cesárea pero que sea tomada conjunto para el bienestar del futuro bebé que le va a recibir el neonatólogo afuera y que ya no va a estar más dentro de la madre y quizá esa madre le está haciendo sufrir también.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×