Vídeo - Plagiocefalia videos en TodoPapás

Daniel no lleva este casco para jugar. Lo tiene para corregir una deformidad craneal, la plagiocefalia. En su caso es posicional porque dormía siempre en la misma postura. Le detectaron la deformidad a los 4 meses de nacer. Ahora el casco está cumpliendo su objetivo.

La función es contener las zonas que han crecido de manera anormal, que se ha deformado, por la aposición de dormir sobre todo hacia el mismo lado. Lo que hace es contener esas zonas y dejar libre hueco para que crezcan las zonas más aplastadas y que siga creciendo hacia esos huecos.

Carla nació con una deformidad craneal. Ante la falta de soluciones médicas, sus padres tuvieron que buscar fuera de Aragón hasta dar con la clave, la endoscopia.

Lo que le hicieron fue una operación menos dura de lo que se practica normalmente aquí en Zaragoza, donde se espera hasta los 6 o 7 meses y se hace una reforma completa de la bóveda craneal.

El 12 por ciento de los lactantes sufre algún tipo de plagiocefalia. Si no se les interviene a tiempo podrían quedarles secuelas de tipo psicomotriz o psicológico. Los padres, por su experiencia propia lo tienen claro, cuanto antes se detecte la deformidad más posibilidades habrá de corregirla.

Cuanto antes se detecte y se consiga una consulta con el neurocirujano, que lo valore y sobre todo que esté a la última en técnicas de intervención.

La Asociación de Padres de niños con Plagiocefalia ha recogido más de 12.000 firmas para exigir más información y más especialistas.

El pediatra guiará a los padres de cómo colocar al niño cuando ya se ha producido la deformidad craneal, que consiste en dormir del lado contrario y que él mismo lleve una evolución y si ven que no mejora, entonces guiar a los padres a los diferentes centros que hay en España para poder tratarlo.

0 Comentarios

Escribe tu comentario

iniciar sesión registrarte
×


×
×
×