×
  • Buscar
Publicidad

¿Por qué nos gusta besar?

¿Por qué nos gusta besar?

Besar es la acción de tocar u oprimir con un movimiento de labios a alguien o algo ya sea por amor, cariño, deseo o saludo. Seguro que a todos nos gusta besar y ser besados pero desconocemos sus efectos beneficiosos.

Publicidad

El beso siempre ha existido. Lo más curioso es que las madres a principios de la prehistoria alimentaban a sus hijos a través de un beso. Es decir, la masticaban para hacerla puré y luego se las transmitían a sus hijos en forma de beso. Hay que decir que la saliva de una madre puede introducir generadores de anticuerpos a su hijo.

Por otra parte, el beso con otra persona puede tener efectos beneficiosos que seguramente no conocías:

- Puede hacer desaparecer dolores de cabeza

- Quema hasta tres calorías por minuto ya que al besar ejercitas más de 30 músculos

- Reduce la caries de los dientes

- Los científicos de la Universidad de Oxford confirman que los besos también son fruto de la necesidad de acercarnos a nuestro igual para tener información de la compatibilidad y aptitud genética, y saber si sería un buen amante

- Ayuda a estrechar vínculos con tu pareja porque al tener más química al besar, sois más felices

- Según diversos estudios la gente que besa más, vive más

Pero no todo son beneficios, también hay que tener en cuenta que al besar puedes contagiarte de mononucleosis (la enfermedad del beso) por la saliva. Igualmente, al besar podemos pasarnos otros virus si estamos enfermos.

No te puedes perder ...

Y tambien:

Por último, es importante saber que el beso no está bien visto en algunas partes del mundo. Entre ellas se encuentra, China, India, Bangladesh, Dubai e incluso en Halethorpe, ciudad situada en el estado de Maryland en Estados Unidos.
 


Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.