×
  • Buscar
Publicidad

El juguete, ¿Bien de Interés Cultural?

El juguete, ¿Bien de Interés Cultural?

Un osito de peluche, como símbolo del juguete, vestido con una camiseta en la que se lee “Soy cultura. El Juguete Bien de Interés Cultural”, son los elementos con que los fabricantes españoles solicitan simbólicamente el reconocimiento del juguete como Bien de Interés Cultural, tramitado también formalmente al Gobierno. Además de igualar el status del juguete al del videojuego o los libros infantiles, el objetivo es sensibilizar a la sociedad sobre la importancia del juego y el juguete en el desarrollo de los niños.

Publicidad

Indice

 

Para el antropólogo Johan Huizinga (1872-1945), autor del libro Homo Ludens, “el juego es más antiguo que la cultura”. Es una necesidad intrínseca de los seres vivos y por ello está presente en todas las civilizaciones desde hace miles de años. El juguete, “sirve desde entonces como instrumento privilegiado para el desarrollo completo del ser humano desde que nace”, explica Petra Mª Pérez, catedrática de Teoría de la Educación de la Universidad de Valencia. 
 

Sensibilizar a la sociedad 

El juego está reconocido por la ONU como derecho universal de los niños y los expertos atribuyen al juego y al juguete una función vital en su desarrollo. La declaración del Juguete como Bien de Interés Cultural contribuiría a sensibilizar a la sociedad sobre los beneficios del juego infantil y aumentaría el tiempo que los padres destinan a jugar con sus hijos. Actualmente, 8 de cada 10 padres reconocen que no juegan suficientemente con sus hijos.
 

Excelentes oportunidades

Ya en 1969, el Decreto 2061/1969 expone que el juguete “ofrece excelentes oportunidades para el desarrollo físico, intelectual, social y emocional del niño” y que “interesa a padres y educadores adquieran conciencia de este hecho y valoren la importancia de la selección del juguete con miras a la formación del niño”. El Decreto insta al Ministerio de Educación y Ciencia a realizar un “Estatuto del juguete de interés pedagógico” y a introducir el juguete en la escuela. El estatuto sigue hoy en vigor.
 

No te puedes perder ...

Viajar en familia a Barcelona

Viajar en familia a Barcelona

A pesar de las cifras de contagio del COVID-19 que estamos viviendo este verano, son muchas las actividades seguras que se pueden hacer con niños en Barcelona siempre que respetemos unas medidas de higiene y distanciamiento social. En la Casa Batlló, por ejemplo, los niños pueden disfrutar de la magia de Gaudí de manera gratuita hasta los 12 años. Te contamos qué ver en Barcelona con niños este verano.

Y tambien:

1. El juguete es cultura porque es un instrumento antropológico, presente en las culturas de todos los tiempos. A través del juego y de los juguetes, el individuo se construye desde el punto de vista antropológico, biológico, psicológico y cultural.

2. El juguete potencia el aprendizaje experiencial de los niños y tiene un alto valor psico-pedagógico. El juego y los juguetes cumplen un papel fundamental en la dinámica del aprendizaje temprano y son esenciales para el desarrollo equilibrado de la personalidad infantil y su maduración.

3. El juguete es un instrumento de socialización. El juguete, a través del juego, actúa como un importante medio socializador, que contribuye a la formación y transmisión de valores sociales como la cooperación, el compañerismo y la solidaridad.

4. Los juguetes potencian las habilidades motoras y mentales. La manipulación de juguetes tiene efectos físicos, psicológicos y educativos en el niño, prolonga la capacidad de acción y de pensamiento más allá del cuerpo y permite la creación y perfeccionamiento de nuevas acciones e ideas.

5. El juguete es diversión. Los juguetes aportan valor al juego, lo hacen más complejo y variado y convierten esta actividad lúdica en una experiencia placentera y formativa.

6. El juguete es un medio de expresión y comunicación. A través de él, los pequeños expresan sus emociones, a la vez que resuelven problemas y situaciones.

7. Los juguetes facilitan la identificación con el adulto. El juego con juguetes, en la medida que simula situaciones de los mayores, transmite informaciones, actitudes y valores del mundo adulto.

8. El juguete es una importante fuente de información. A través de los juguetes podemos aprender a ver el mundo tal y como lo perciben los niños y detectar, asimismo, sus prejudicios, conocimientos erróneos y expectativas.

9. El juguete debe ser apropiado a la edad y a las habilidades del niño. Es necesario buscar el juguete que resulte más adecuado a cada necesidad y momento. Para ello, se deben tener en cuenta criterios educativos (edad, momento y conocimientos) para evitar la frustración del niño.

10. La Declaración universal de la ONU (1980) reconoce el derecho del niño a jugar. Para garantizar este derecho, los adultos deben proporcionarle recursos, tiempo y espacios de juego, adecuados y estimulantes.

 

 


Fuente:Petra Mª Pérez, catedrática de Teoría de la Educación de la Universidad de Valencia.

Fecha de actualización: 02-06-2020

Redacción: Lola García-Amado

Publicidad

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.