Cursos de Primeros Auxilios

Cursos de Primeros Auxilios
comparte

Los niños son inquietos por naturaleza, enérgicos y llenos de curiosidad por descubrir el mundo que les rodea. Por lo que es normal que puedan verse inmersos en situaciones de peligro como golpes, heridas o quemaduras. En algunas ocasiones estas lesiones pueden requerir de una intervención inmediata o de ayuda para su curación. Por esta razón, es muy importante para los padres tener conocimiento y habilidades en primeros auxilios

Accidentes caseros

Aparte de enfermedades congénitas o adquiridas en los primeros meses de vida (catarros, infecciones de orina u oído, etc.), las lesiones más comunes de los niños están relacionadas con accidentes en el hogar.

Así lo confirma José Carlos García Yonte, Coordinador de los cursos de formación de la Cruz Roja dirigidos a empresas y población general, quien explica que la etapa en la que tienen un mayor riesgo de sufrir una lesión comienza cuando dan sus primeros pasos (alrededor de los 10 meses o un año) y disminuye conforme se desarrollan psicomotrizmente y se comunican; es decir, cuando controlan sus movimientos en el espacio y no sólo hablan, sino que pueden establecer una conversación y entienden lo que es bueno y malo, lo que puede provocarles un daño (alrededor de los 4-6 años).

Los problemas más típicos son los traumatismos y cortes en miembros -especialmente en la cabeza por su tamaño y peso desproporcionado con respecto al resto del cuerpo- por caídas casuales (ojo con los muebles y objetos duros, frágiles y con esquinas o puntas), atragantamientos (no debe estar a su alcance ningún objeto con tamaño inferior a una moneda de 2€) o intoxicaciones por ingesta de cualquier sólido o líquido (todo bajo llave o mecanismos de cierre o a más de 1,5 m de altura).



¿Qué hacer?

“En primer lugar, explica José Carlos, el progenitor presente debe intentar mantener la calma y respirar un par de veces. Es fundamental estar lo más tranquilo posible para evaluar adecuadamente la situación y actuar según sea necesario”.

Existe un protocolo de actuación, norma o regla que nos facilita las instrucciones y asegura que el resultado será el mejor de los posibles:

•    Proteger. Eliminar la fuente de peligro para nosotros mismos (objetos contundentes que puedan caer o desplazarse), el entorno (electricidad, fuego, gases, tráfico) y por último, la víctima (calor, frío, objetos clavados, etc.).
•    Evaluar. ¿Es necesario, realmente, la intervención de un especialista? ¿Es urgente? Una tos, un pequeño chichón o una fiebre de 38 ºC no es para ir al Servicio de Urgencias.
•    Alertar. Si es necesaria la intervención urgente de un servicio médico, debemos llamar al 112 y responder todas las preguntas que nos formulen, sin colgar el teléfono hasta que nos lo indique el operador.
•    Socorrer. Y aquí es cuando debemos aplicar los conocimientos que tengamos, muchos o pocos, cuando provienen de una fuente “oficial”. El “remedio de la abuela”, lo que vemos en televisión o el cine o leemos en Internet a veces no es aconsejable y puede provocar un agravamiento de la situación del niño. Es mejor hacer lo mínimo imprescindible y solamente aquello de lo que se esté completamente seguro.

“Para saber cuándo hay que acudir a Urgencias, añade García Yonte, hay que evaluar si la situación se nos va de las manos, si no sabemos lo que le pasa al niño y vemos que empeora por momentos, cuando no es un 'rasguño de nada', cuando convulsiona o tiene fiebre alta (más de 38 ºC), cuando es necesario aplicar un tratamiento urgente definitivo (medicar contra vómitos, dar puntos, poner una escayola, sacar un objeto de la nariz u oídos, etc.). En general, en Medicina, algo urgente es cuando no puede esperar más de 6 horas para ser atendido”.


Cursos de Primeros Auxilios

Para estar preparado y saber cómo atender a un niño cuando sufre un accidente doméstico, el Centro de Formación de Cruz Roja imparte clases de primeros auxilios para padres. “En estos cursos, cuenta José Carlos, se explica cuál es el protocolo de actuación ante situaciones de urgencia y emergencia; qué se debe o se puede hacer y qué no se debe o no se puede hacer. Se tratan las urgencias vitales (inconsciencia, atragantamientos, paradas respiratorias/cardiorrespiratorias, hemorragias) y los problemas más comunes que se pueden encontrar con sus hijos: traumatismos, convulsiones febriles, mordeduras, picaduras, intoxicaciones, etc.”.

“Es un curso –añade Antonio Fabián, voluntario de Cruz Roja Colmenar Viejo y monitor del curso- muy participativo y dinámico para que los conceptos básicos además de teóricos se practiquen, llegando mejor a los alumnos. Tiene una duración de 15 horas donde se tratan las emergencias más comunes en niños y bebés. En él se transmite la importancia de los primeros auxilios en esos primeros instantes y de reaccionar correctamente ya que nuestra ayuda, por pequeña que sea, puede ser muy útil”.

Asimismo, sirven para resolver las dudas de los padres: los problemas de atragantamientos, las convulsiones y las picaduras son las dudas que más plantean los participantes con niños pequeños. También se dan muchas preguntas sobre remedios caseros, como la pasta de dientes en las quemaduras, la miel o el barro en las picaduras, los cuales en muchos casos perjudican en lugar de ayudar.

“Lo más interesante de estas clases –añade Antonio Fabián- sería cómo actuar ante un niño inconsciente y las dificultades respiratorias, ya que nuestra intervención en un problema respiratorio, como el atragantamiento o la falta de respiración, es primordial. Y la inconsciencia, porque les da mucha seguridad saber qué hacer cuando alguien no responde y desconocen qué le sucede”.

Una atención de primera

José Carlos García recomienda estas clases porque todo padre tiene hijos, y todos los hijos sufren pequeños accidentes (y potencialmente grandes), como parte de su desarrollo y aprendizaje a lo largo de su vida. Conocer los principios básicos de actuación de los Primeros Auxilios es básico, como padre (o abuelo) para afrontar con mayor seguridad y serenidad una situación crítica y facilitar el mayor y mejor cuidado al niño hasta que se haga cargo de la situación un profesional cuando sea necesario.

Eva Piñon es una de las muchas madres que ya han participado en estos cursos. Eva decidió tomar parte de esta actividad porque tiene un hijo de dos años y le pareció interesante conocer las situaciones de emergencia que se pueden presentar y saber reaccionar rápido y eficazmente. “He aprendido lo que hay que hacer y lo que no en los primeros momentos de una emergencia. Además, pequeños trucos para tener los teléfonos más importantes a mano y cómo hacer una reanimación cardiopulmonar. Yo, por supuesto, recomiendo estos cursos por la importancia que tiene saber hacer frente a situaciones que se pueden dar. Son además pautas sencillas que cualquiera puede llevar a cabo”.

¿Dónde se imparten?

Estos cursos se imparten de manera regular en las distintas Asambleas Locales de Cruz Roja, para ver su ubicación en Madrid se puede visitar la web www.cruzrojamadrid.org/asambleas_locales. Para más información se aconseja acudir a la sede de Cruz Roja más cercana a su localidad, que encontrarás en www.cruzrojamadrid.org, formacion-madrid@cruzroja.es o en el número de teléfono 91 532 55 55.

Cualquier persona puede participar en ellos. Para inscribirse es necesario seguir las instrucciones de cada uno de los cursos, según donde estén organizados. El proceso es sencillo y suele consistir en facilitar unos mínimos datos personales y hacer el pago de la cuota (65€).




Fuente: José Carlos García Yonte, Coordinador de los cursos de Cruz Roja de formación dirigidos a empresas y población general. Antonio Fabián, voluntario de Cruz Roja Colmenar Viejo.
Redacción: Irene García

Artículos relacionados

Primeros auxilios ante un atragantamiento

Primeros auxilios ante un atragantamiento

Muchos son los atragantamientos causados por un caramelo, comida u otro cuerpo extraño que los niños se llevan a la boca. Nuestro acto reflejo suele ser dar palmadas en la espalda, pero esa no... (jose carlos garcia yonte)

Qué hacer en caso de emergencia. la conducta pas

Qué hacer en caso de emergencia. la conducta pas

Un escape de gas en casa, atrapamientos, accidentes en la carretera… son situaciones que pueden presentársenos en compañía de nuestros niños. Para que todo quede en un susto, debemos saber cómo actuar.... (curso primeros auxilios bebes)

0 Comentarios

Escribe tu comentario

Para comentar este artículo debes iniciar sesión con tu cuenta o registrarte.

Utilizamos cookies para mejorar la calidad del servicio, medir la audiencia y ofrecerle publicidad que pueda ser de su interés. Si continua navegando entendemos que acepta nuestra Política de Cookies.