¿Por qué no es conveniente sentar a los niños antes de tiempo?

¿Por qué no es conveniente sentar a los niños antes de tiempo?
comparte

Aunque es bueno estimular a los bebés desde que nacen, no se deben confundir la estimulación con forzar u obligar al bebé a hacer determinados movimientos para los que aún no está preparado, como sentarse. En el desarrollo de cualquier niño, la clave es la libertad de movimientos, permitirle que vaya alcanzado sus hitos y logros cuando esté preparado para ello.

Todos los padres queremos que nuestros hijos sean los más listos y los más avanzados, haciendo que el desarrollo de nuestros pequeños parezca una carrera de entre todos los niños de su edad por llegar antes a la meta. Pero, aunque es cierto que es muy bueno estimular a los niños desde que nacen y favorecer su desarrollo, esto no se debe confundir con forzarle a hacer cosas para las que aún no está preparado.

 

Por ejemplo, sentarle. Según las estadísticas los bebés comienzan a sentarse en torno a los 6 meses y logran un control en esta postura hacia los 8 meses. Pero estos son datos medios, que no se pueden aplicar a todos los niños. Como siempre hemos dicho, cada niño tiene su propio ritmo de desarrollo y hay que respetarlo. Así, unos conseguirán sentarse antes mientras que otros lo harán un poco más tarde, sin significar nada malo ni problemas de desarrollo.

 

La clave del desarrollo motor es la libertad, es decir, dejar que sea el bebé el que alcance de forma natural y autónoma cada postura, sin que los adultos les forcemos a ellas. A los bebés no hay que “enseñarles” a sentarse, a gatear ni a andar, tan solo estar cerca y apoyarles, darles la libertad y los medios para que ellos solos consigan hacerlo cuando estén listos.

No te puedes perder ...

Manualidad para el día de la madre

Manualidad para el día de la madre

Para el Día de la Madre, regala a mamá un marco de fotos hecho por ti para que siempre recuerde con ilusión este día. ¡Sorpréndela con un marco de fotos de Skylanders!

 

Diferentes estudios, como los de la pediatra Emmi Pikler, defensora del movimiento libre, defienden que los niños “libres” son más activos y felices y que el desarrollo de sus movimientos es continuo y armonioso, más que los de los niños a los que les han “enseñado” a moverse.

 

Por lo tanto, es fundamental que permitas a tu hijo desarrollarse a su ritmo. Es importante que le des los medios precisos para ello, como dejarle jugar en zonas amplias, con un suelo seguro, donde pueda experimentar el movimiento, aprender a voltearse, intentar alcanzar cosas, etc.

 

Y, si empieza a sentarse muy pronto él solo, no le obligues a dejar de hacerlo, no se va a hacer daño ni le va a ocurrir nada ya que su cuerpo notará cuándo está incómodo y cambiará de postura de forma espontánea.

 

¿Por qué es malo forzarle?

 

Colocarle antes de tiempo en posturas que él aún no ha alcanzado o mantenerle mucho tiempo sentado de manera vertical en tronas o sillas si el niño aún no está preparado para ello puede causar ciertos problemas:

 

- Su musculatura dorsal puede sufrir al colocarle en una postura que todavía no puede mantener. Esto puede repercutir en futuros movimientos ya que no ha seguido el transcurso normal de su desarrollo y percepción.

 

- Si le pones apoyos en la espalda pero estos están mal colocados, el niño tenderá a encorvarse, creando una postura poco natural y mala para la espalda.

 

- Si le sentamos antes de que aprenda otros movimientos que suelen ser previos en el desarrollo motor, como girarse sobre sí mismo o colocarse a gatas, es posible que ya nunca haga estos movimientos, y todos los pasos son esenciales en el desarrollo.

 

Por lo tanto, permite a tu bebé que siga su propio desarrollo, estimulándolo y apoyándolo, pero nunca forzándolo.


Te puede interesar:
Los test de inteligencia para niños no están diseñados para detectar las altas capacidades, que es un concepto más amplio. Si se sospecha que un niño tiene altas capacidades se recomienda acudir a un especialista que practique unas pruebas específicas ya que la detección precoz de esta condición permite que alcance al máximo su potencial.


Fuentes:

Ajram, Dr. Jamil, Tarés, Dra. Rosa María (2005), El primer año de tu hijo, Barcelona, Ed. Planeta.

Stoppard, Dra. Miriam (2006), Padres primerizos, Barcelona, Pearson.

Fecha de actualización: 08-11-2019

Redacción: Irene García

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica. Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso. Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

×


×
×
×
*/?>